Article| Image
English
中文
|
English
|
Español
|
Français
|
Deutsch
Directory Of Year 2007, Issue 12
The current issue
Current Location:Español » 200712 » Gran marcha al Tíbet
Bookmark and ShareCopy Reference Bookmark and Share Add To Favorite

Gran marcha al Tíbet

Year:2007 Issue:12

Column: CULTURA

Author: Por XI WEN

Release Date:2007-12-01

Page: 60-63

Full Text:  

"¿A qué se parece el verdade-ro Tíbet?" Como artista que ama esta región, Qiu Zhijie reflexiona al respecto a menudo consigo y con la gente a su alrededor. "Algunos esperan que esta meseta permanezca arraigada en las tradiciones antiguas, de forma que puedan tomar fotos de su belleza original. Ellos van a eliminar una imagen si un poste eléctrico aparece en ella, pues en su concepción el Tíbet es sinónimo de cielo azul, impresionante paisaje de meseta y trajes locales étnicos. Su idea sobre esta región autónoma se basa en libros, fotografías y pinturas, en vez de en la experiencia personal".


Imaginación, intalación de Bignia Wehrli.

Imaginación, intalación de Bignia Wehrli.


Rayos Ultravioletas, fotos de Zhang Yang.
Fotos cortesía del Espacio de Gran Marcha

Rayos Ultravioletas, fotos de Zhang Yang. Fotos cortesía del Espacio de Gran Marcha

Como intelectual y entusiasta, Qiu ha intentado corregir este punto de vista popular. En abril de 2006 fue al Tíbet acompañado por unos 40 estudiantes del Instituto de Bellas Artes de Zhejiang, de China, junto a los que pasó un mes y medio en la meseta, trabajando en el informe titulado Un verdadero Shangri-La: Una investigación sobre Pinturas del Tíbet.

"Quería que mis estudiantes actualizaran su imagen de la región, así que nos fuimos al pueblo tibetano, a buscar su status quo", explicó. La investigación tuvo dos fases. En primer lugar, el profesor y sus estudiantes reunieron sus cuadros antiguos, comparándolos con la historia y cultura tibetana, para ver si el arte local fue mal interpretado en las obras. En el segundo paso, los estudiantes pintaron mientras pedían criterios a la población local para la presentación de las observaciones.

Este proyecto, llamado "Gran Marcha en el Tíbet", Qiu lo consideró el proceso de reinterpretación de la historia, así como de la evolución de las percepciones del pueblo, asimilado en el difícil camino de la Gran Marcha. Los partidarios del programa consideraron que era una buena oportunidad para que los futuros artistas se sacudieran de los conceptos heredados de las personas de la tercera edad de la llamada Shangri-La. "Si no podemos liberarnos totalmente de los estereotipos arraigados en nuestra mente, al menos podremos estar atentos a sus efectos", reflexionó.

La imagen de una tierra pura

Desde el mejor vendedor Lost Horizon, de 1933, retratado por James Hilton, se considera al Tíbet como "Shangri-La" -una idílica tierra situada entre montañas con sus picos nevados, poblada por personas de diferentes religiones que viven en paz y armonía. A menudo se refleja esta imagen en las pinturas sobre la región y para muchos extranjeros se simboliza en las formas tradicionales de arte tibetano, como piedras mani, (talladas con una conocida frase budista de seis sílabas), Mani-Longda (piezas cuadradas de tela en las que están pintadas las cifras de Buda), cilindros de oración, pagodas budistas tibetanas y ópera tibetana.


Hasta 3.000 metros, instalación de video realizada por Liu Jiajing.

Hasta 3.000 metros, instalación de video realizada por Liu Jiajing.


Una anciana tibetana comentó sobre las pinturas relacionadas con su patria.

Una anciana tibetana comentó sobre las pinturas relacionadas con su patria.

Estos símbolos ayudan a definir el Tíbet como un lugar puro y sagrado, y desde la apertura del ferrocarril Qinghai-Tfbet, a mediados de 2006, los turistas han protagonizado inundaciones para visitar la meseta. Para muchos de ellos esta zona no es mucho más que los niños con mejillas de color rosa y grandes ojos, ancianos moviendo cilindros de oración y el pastoreo de yaks salvajes en pastizales sin postes eléctricos.

En realidad, al igual que el resto de China, en las últimas tres décadas el Tíbet ha experimentado enormes cambios en el proceso de reforma económica. Los lamas usan los celulares de moda, coches y motos, e incluso están interesados en Google. En la animada calle Barkhor en Lhasa, la mayoría de los artesanos de estilo tibetano que venden a los turistas son de Yiwu, una ciudad famosa de la provincia de Zhejiang.

Los símbolos habituales e imágenes relacionadas con el Tíbet nos dicen poco acerca de la vida contemporánea. En el estudio Qiu y sus discípulos concluyeron que muy a menudo los pintores fueron marcados por la ideología de su época. "Los estudiantes encontraron muchas pinturas sobre el Tíbet marcadas en los catálogos como 'desarrollo de la nueva era', 'una nación unida', 'el culto primitivo de la vida' y 'la lucha contra la actitud moderna'", afirmó. "Estas obras estuvieron influenciadas alternativamente por la cultura popular, revolucionaria y nacional de la industria moderna y el turismo, diferentes a la vida real en el Tíbet".

Una imagen diferente

"Antes que yo fuera al Tíbet, pensaba que todos los tibetanos eran puros, conservadores y religiosos", confesó Liu Jiajing, uno de los estudiantes que visitó la zona con Qiu Zhijie. Sin embargo, encontró que la vida de la gente no era diferente a la de los otros chinos. Las personas en "Shangri-La" están trabajando para librarse de la pobreza y en la búsqueda de la riqueza de la vida moderna.

Liu Jiajing encontró pocos estudiantes vestidos con trajes tradicionales. Las boinas y la moda hip-hop son más comunes entre los jóvenes de sexo masculino. Incluso en ciudades remotas, las camareras de los hoteles locales pasan sus noches en las discotecas. Muchos pastores tienen ganas de comprar una vivienda en la ciudad o cerca de ellas y a pocos tibetanos les resulta extraña Internet. Los estudiantes intercambiaron sus números de OICQ con los lamas, quienes por igual se interesan en charlar en Internet.

Otro de los estudiantes de Qiu, Liu Tian, afirmó sobre la actitud de los tibetanos hacia el arte que "la gente de aquí prefiere la imagen en sí, es decir, les gustan las escenas naturales. Al observar las pinturas que reflejan las cifras y acontecimientos, prestaron más atención a la realidad de la escena que a la habilidad del artista".

Hu Yun señaló que "el pueblo tibetano ve el arte desde un ángulo diferente a nosotros" y reconoció estar profundamente impresionado por los comentarios de la población local en sus pinturas. "El dicho de que 'el arte está arraigado en la vida, pero no es la vida' es para nosotros una sabiduría convencional, de modo que no nos importa mucho si las obras son fieles a la realidad. Pero para los budistas tibetanos, el arte debe ser una imagen de la vida real".

Qiu Zhijie espera que el informe elaborado por él y sus estudiantes contribuya de alguna manera a forjar una visión más realista y matizada de la actualidad del Tíbet, donde conviven la modernidad y la tradición.

GO TO TOP
5 chegongzhuang Xilu, P.O.Box 399-T, Beijing, China, 100048
Tel: +86 10 68413030
Fax: +86 10 68412023
Email: cmjservice@mail.cibtc.com.cn
0.054