Article| Image
English
中文
|
English
|
Español
|
Français
|
Deutsch
Directory Of Year 2007, Issue 12
The current issue
Current Location:Español » 200712 » La vida de Li Wen contra la contaminación
Bookmark and ShareCopy Reference Bookmark and Share Add To Favorite

La vida de Li Wen contra la contaminación

Year:2007 Issue:12

Column: REPORTAJE EXCLUSIVO

Author: Por LIU QIONG

Release Date:2007-12-01

Page: 31-33

Full Text:  

El pueblo chino continuará sus esfuerzos, muy elogiados en los medios internacionales de comunicación, para proteger el medio ambiente. En la actualidad incluso la más mínima variación negativa en el índice del medio ambiente es motivo de preocupación nacional Muchos automovilistas renuncian voluntariamente al uso de sus vehículos conscientes de que los gases de escape y partículas en suspensión son los principales culpables de la contaminación del aire. De esta manera, en lugar del coche, optan por el ejercicio físico propicio y van a su oficina en bicicleta.


Basureros nuevos fabricados con materia desechable.

Basureros nuevos fabricados con materia desechable.

Un día sin coche en la esperanza de un cielo azul

"Todo el mundo en mi oficina sabe que he comenzado a ir al trabajo en bicicleta", aseguró Li Wen, de 43 años, a este reportero. La empresa donde labora se encuentra en la Calle Jintai, del Distrito de Chaoyang, en Beijing, mientras su casa está cerca del Centro de Comercio Internacional, a unos cuatro kilómetros de distancia. Antes cada día le costaba unos 25 minutos conduciendo ir de un lugar a otro. Sin embargo, en bicicleta ha reducido ese tiempo a la mitad. "Es maravilloso saber que estoy contribuyendo a la conservación del medio ambiente de la ciudad y al mismo tiempo haciendo ejercicio físico", comentó con satisfacción.

Li Wen fue un gran automovilista durante más de 10 años, previo a participar en la campaña voluntaria promovida por "Bicycling en Beijing, sin coches por un día", para la protección medioambiental, realizada hace unos meses. "Me incorporé a la actividad por voluntad propia. Abandonamos nuestros vehículos por un día, a favor de la bicicleta, con la esperanza de que otros siguieran nuestro ejemplo. Es la mejor manera de reducir la amenaza al medio ambiente, al tiempo que se alivia la presión actual sobre el transporte público".

Durante los cuatro días de pruebas de calidad del aire (del 17 al 20 de agosto de 2007), como parte de los preparativos para los Juegos Olímpicos de Beijing 2008, 1,3 millones de automóviles permanecieron en sus garajes por turno, en dependencia de si su matrícula terminaba en número par o impar. La calidad del aire en esas cuatro fechas fue un aceptable grado II, según las estadísticas de la Comisión Municipal de Protección Ambiental de Beijing.


Además del agotamiento de las fuentes de recursos no renovables, pagamos un alto precio ecológico por cada kilovatio que utilizamos. En ese sentido, cada kilovatio ahorrado es de importancia ecológica para nuestra sociedad


"Zhouzhou", personaje popular en Internet, hizo propaganda sobre sus bolsas de lienzos, para protejer el medio ambiente.

Guardar un kilovatio para las generaciones futuras

Li Wen no pertenece a ningún grupo ambiental, pero se enorgullece de mantener un buen medio ambiente en su hogar, tanto dentro como afuera. Indefectiblemente apaga los aparatos eléctricos después del uso y, por consejo de sus amigos, se ha desplazado del uso del gas común al sin plomo. Nunca abandona su coche con el motor en funcionamiento cuando está parado y evita la aceleración y frenado brusco, así como la conducción a alta velocidad innecesariamente.

"Mi madre fue un buen ejemplo, pues yo no procedo de una familia rica y desde muy niño, a menudo nos advertía que apagáramos las luces al salir de la habitación. En un primer momento no la entendí, pensando que ella era excesivamente ahorrativa. Más tarde me di cuenta de que es realmente necesario ahorrar los recursos de la Tierra".

Desde entonces Li Wen ha aprendido que aproximadamente el 80 por ciento de la electricidad generada en China tiene su origen en el poder termoeléctrico, cuyo principal recurso es el carbón. Se requieren 350 gramos de carbón estándar para generar un solo kilovatio. Como Li señaló que "además del agotamiento de las fuentes de recursos no renovables, pagamos un alto precio ecológico por cada kilovatio que utilizamos. En ese sentido, cada kilovatio ahorrado es de importancia ecológica para nuestra sociedad".

Sus esfuerzos y los de sus compañeros son exactamente lo que el gobierno chino defiende. En 2006 el Producto Interno Bruto (PIB) del país equivalió sólo al 5,5 por ciento del total mundial, mientras el consumo de energía a esta medida excesiva provoca graves problemas de libertad dentro de un modo de desarrollo económico. En consecuencia, las autoridades chinas definieron el 2007 como el "Año de la Eficiencia Energética y la Reducción de Gases de Escape", para lo que han pedido la contribución de todos los ciudadanos. La empresa de Li Wen, como otras miles, recibió instrucciones de no poner el control de temperatura de los aires acondicionados por debajo de los 26 grados centígrados durante los meses de verano. El resultado, según las estadísticas, fue un 2,78 por ciento de reducción en el PIB por unidad de consumo energético en el primer semestre del año, en comparación con 2006.

Los esfuerzos interiores y exteriores

Li Wen adopta un enfoque mi-croeconómico para la protección del medio ambiente, que se extiende más allá de apagar las luces antes de salir de la sala, o desconectar los electrodomésticos cuando no están en uso. Siempre lleva una bolsa de lienzo cuando va de compras al supermercado. Muy rara vez, o nunca, pide una bolsa de plástico o una caja de plástico para la comida rápida. Tampoco usa cepillo de dientes desechable. Estos son los boicoteos a emular, sean en forma de cajas para la comida rápida, cuchillos, tenedores, vasos, tazas, botellas de refrescos o manteles dese-chables de plástico, cuya descomposición toma todo un milenio. Durante ese tiempo, tales desechos limitan en un 30 por ciento los suelos de cultivo y se convierten en una fuente potencial de contaminación de las aguas subterráneas.


Qiao Yang, de cinco años, participó con su padre en el

Qiao Yang, de cinco años, participó con su padre en el "Día sin coche".

"Mi conciencia de proteger el medio ambiente fue inspirada por un buen amigo mío", recordó. "A él le gusta el montañismo y a menudo organiza grupos de amigos para ir a las colinas que rodean Beijing durante los fines de semana. Siempre lleva una bolsa para recoger la basura dejada por otros escaladores o excursionistas. Mientras que otros quedan agotados después de la escalada, al punto que apenas pueden llevar su propia carga, él trae una bolsa de basura, además de su propio envase".

Li sigue el ejemplo de su amigo por hacer todo lo que esté a su alcance para proteger el medio ambiente. "Hay en realidad millones de pequeñas cosas que podemos hacer en la vida cotidiana para preservar el entorno, como asegurarnos de que los grifos estén debidamente cerrados y nunca dejar correr el agua mientras nos cepillamos los dientes, nos lavamos la cara y lavamos la ropa. El agua que se utiliza para limpiar el piso después del lavado también puede ser re-ciclada, y la que se emplea en lavar las verduras es buena para regar las plantas. El agua en la que se ha lavado el arroz o los fideos, con un poco de bicarbonato de sodio añadido, es más eficaz que los detergentes en la eliminación de la grasa". Según su punto de vista, como él y otros ciudadanos comunes no tienen ningún control sobre la industria del aire y el agua, "cerrar las empresas es el deber del gobierno. Pero todo el mundo puede hacer algo en la vida diaria para la conservación del agua limpia".

"Resguarden las cosas, tanto dentro como fuera de la casa. Con la participación de millones de hogares en los esfuerzos de protección del medio ambiente, podremos hacer de nuestro mundo un lugar más seguro para vivir", sugirió.

GO TO TOP
5 chegongzhuang Xilu, P.O.Box 399-T, Beijing, China, 100048
Tel: +86 10 68413030
Fax: +86 10 68412023
Email: cmjservice@mail.cibtc.com.cn
0.038